Mica y Sergio Lapegüe de estreno: un sueño del conductor hecho realidad y la oportunidad de trabajar juntos

“Estoy tocando el cielo con las manos”, asegura Sergio Lapegüe, que este sábado a las 23.30 estrena El galpón, en eltrece. Dice que es el programa de sus sueños, el que imagina desde hace muchos años y que sintetiza todo lo que le gusta: compartir con amigos, disfrutar y hacer música y, como yapa, estar también al lado de su hija, Mica Lapegüe. En diálogo con LA NACION, los Lapegüe cuentan cómo es el vínculo padre e hija, admiten que se piden consejos mutuamente y se escuchan, y además el periodista y conductor relata cómo se armó el programa que a partir de hoy ocupará el espacio en el que durante muchos años estuvo Mirtha Legrand.

—¿Es tu programa soñado con tu hija, tu banda, música, entrevistas? ¿Cómo surgió la oportunidad de hacerlo?

Sergio Lapegüe: — Es un sueño que tenía desde hace muchos años. Está la LapeBand, la banda que tengo con mis amigos de la adolescencia, Javier Benítez y Hernán Palazo. Ya desde el 2015 me había puesto en la cabeza darle una vuelta Prende y apaga, y quería hacer un programa con amigos de la vida. Al final, ese noticiero terminó y ese sueño no pudo hacerse realidad. Pasaron muchos años, golpeé muchas puertas y nada. Hasta que después de tanto insistir, la puerta de eltrece se abrió y ahora ese proyecto se hace realidad. Mientras, la banda creció y formamos una big band con 10 músicos con quienes tocamos los fines de semana en teatros y eventos, y salimos de gira, entre los noticieros y la radio. Soy feliz. Logré cumplir este sueño, con perseverancia y sin dejar mi otra pasión, que son las noticias.

—¿Te presiona ir los sábados a la noche, espacio que ocupó Mirtha hasta el año pasado?

SL: —No es presión ir los sábados porque estoy haciendo lo que tengo ganas: divertirme, hacer reportajes, crear climas, un poco de música, tomar algo rico, comer y trabajar con mi hija, que hace personajes que rompen clima.

—Trabajando juntos, ¿cambia el vínculo padre e hija?

SL: –Me encanta estar con Mica. Ella es muy talentosa y ese lugar lo tiene ganado por sí sola. Es buena persona, responsable y perseverante. Y logra bajar mi ansiedad (risas).

Mica Lapegüe: –(Mica) Mi papá es workaholic, un adicto al trabajo y habla de eso todo el tiempo. Así que ahora estás más encima con el tema. Tiene una personalidad intensa y yo también, y nos potenciamos haciendo este programa juntos. Quiere que salga como se lo imagina y veo que lo está disfrutando, así que es muy lindo compartirlo.

—¿Quién le pide consejos a quién?

ML: —Me encanta pedir consejos y escucho también porque todo es aprendizaje. Y él también me los pide y me escucha cuando se los doy.

— Sergio, ¿cómo arman cada programa y cuáles son tus expectativas?

SL: —El programa es una idea mía y pensé en un galpón porque ahí tenes de todo: es el lugar elegido para disfrutar con amigos, la magia de estar juntos, poder jugar, tomar algo, hacer música. Cada programa está pensado en función del invitado, no hay noticias ni polémica sino buena onda y pensamientos positivos. Le propuse el proyecto a Ricardo Ravanelli, director de noticias, y a partir de ahí Coco Fernández se puso el programa al hombro, junto a Pablo Codevilla y Adrián Suar, que me apoyaron en esta hermosa aventura. En verdad empecé a soñarlo con Martin Pietruska, actual productor ejecutivo de Telenoche, delineamos esta idea y después se sumó Martin Motroni, en la producción ejecutiva. Y somos todos amigos: la dirección musical es del Maestro Dany Vila, los tragos están a cargo de Dany Frank y la comida Diego Gaona, y la locución y astrología es de Karin Rodríguez, más la banda y mi hija. Estoy haciendo un programa con amigos y con camarógrafos, directores y productores que conozco de toda mi vida. Es un programa soñado. Hace 32 años que empecé a caminar en el canal, primero como asistente, después como productor, jefe de producción periodística, movilero, cronista y conductor. Conduzco Tempraneros en TN, que es el noticiero más visto, Atardecer de un día agitado en La 100, que es el ciclo de radio más escuchado de las tardes, y ahora El galpón, y es un sueño poder hacerlo en mi casa.

—¿No es demasiada exigencia? ¿O acaso tus días tienen más de 24 horas?

SL: —Cómo hago no lo sé (risas). Hace dos días salí de mi casa con una valija y la guitarra al hombro para hacer este programa, el de TN y la radio, pero soy feliz porque estoy viviendo un momento único, aunque eso implica que duerma poco y que haga menos deporte del que me gustaría. Hago las cosas con pasión y las disfruto. ¿Cómo lo hago? Con amor y dedicación para que las cosas salgan como uno quiere. Soy 24/7 y no voy a dejar nada, mientas el cuero dé. Después de los momentos difíciles de salud que viví cuando tuve Covid-19 y lo mal que la pasé, entendí que hay que aprovechar el presente y disfrutarlo ahora, porque mañana ya es tarde. Por eso lo hago con alegría.

—Mica, ¿cómo armaste La vecina, el personaje que haces en el programa?

ML: —El personaje es un trabajo en equipo. Tuvimos muchas reuniones para el armado. Estoy muy agradecida porque hay mucha linda energía en El galpón y es clave para poder trabajar y que salgan las cosas bien.

—Cuándo arrancaste con “Audios ajenos”, ¿imaginaste que iban a funcionar tan bien y abrirte otras puertas?

ML: — “Audios ajenos” empezó como un juego y terminó siendo un trabajo. No sabía que iba a funcionar; fue una manera de mostrarme actuando y me abrió muchas puertas porque me trajo otros trabajos.

Publicaciones

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here