Colombia importará y subsidiará fertilizantes para enfrentar el alto costo de los alimentos, anunció este lunes el presidente Gustavo Petro.

El gobierno tomó la decisión ante la disputa con Venezuela en torno a la empresa Monómeros, con sede en el puerto colombiano de Barranquilla, que suministraba el 37% de estos insumos agrícolas antes de caer en desgracia.

«Mientras resolvemos la recuperación de Monómeros, el gobierno comprará fertilizantes en el exterior y los subsidiará», escribió Petro en un tuit, sin detallar el monto.

Monómeros, una petroquímica que comenzó siendo binacional pero de cuyo control se hizo Venezuela en 2006, estuvo en el centro de las profundas diferencias entre Caracas y Bogotá bajo el pasado gobierno de Iván Duque (2018-agosto de 2022).

El entonces mandatario, que rompió relaciones con el gobierno de Nicolás Maduro alegando su reelección fraudulenta, expropió la compañía a la estatal venezolana Pequiven y cedió su administración a Juan Guaidó, reconocido por algunas decenas de países como presidente interino de Venezuela.

Con la llegada al poder de Petro, el primer presidente de izquierda de Colombia, ambos países retomaron relaciones. El nuevo gobierno se encontró con una empresa venida a pique por un supuesto desfalco.

«Por este negociado, hoy importamos fertilizantes con el precio triplicado. La agricultura nacional perdió rentabilidad y los precios de los alimentos se dispararon, incluidos los de producción nacional, en parte por este desfalco», dijo el presidente colombiano.

De su lado, la fiscalía de Venezuela emitió una orden de captura contra 23 «falsos» directivos de la petroquímica que han sido señalados de cometer irregularidades y de buscar la quiebra para rematar la firma.

En 2021, el sindicato de la compañía denunció un contrato, anulado después del escándalo, para traspasar 60% de las utilidades a una empresa privada panameña, así como pagos por «asesorías» que tildó de «innecesarias».

En un contexto de inflación mundial, Colombia enfrenta una disparada en el precio de los alimentos que el gobierno atribuye a la crisis de fertilizantes derivada de la guerra entre Rusia y Ucrania.

En 2021 Rusia y Bielorrusia, países aliados, proveyeron a Colombia casi el 31% de los fertilizantes que consumió.

La inflación a 12 meses se situó en 10,8% en agosto en Colombia, jalonada principalmente por el sector de alimentos y bebidas no alcohólicas, según el departamento estatal de estadística.

vel/ jss/mr

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here