“No se vacunen” o “no entrarán en el cielo”, fueron las últimas palabras de Isaac Danian a sus familiares. Luego, dejó su casa en la ciudad de Grand Rapids, Michigan. Eran principios del mes de septiembre en 2020, recién había cumplido 20 años y decidió irse sin decirle nada a sus padres, Abigail y John. Su miedo por las teorías conspirativas que circulaban en redes sociales ante la pandemia del Covid-19 habrían sido la causa. Desde entonces, no se tienen noticias suyas.

En aquel tiempo, varios países impusieron restricciones por la emergencia sanitaria, incluido Estados Unidos. La situación puso un poco paranoico a Isaac, según contaron sus padres al medio CNN. Antes de irse de casa, incluso les pidió que vendieran todas sus pertenencias. Cuando lo cuestionaban sobre el lugar al que se dirigía, el joven se limitaba a contestar: “Ojalá pudiera decírtelo”.

El fin de semana del Día del Trabajo, salió de su casa mientras sus padres estaban en sus oficinas. Fue recién cuando llegaron que descubrieron la nota que había dejado su hijo como despedida. Un mes después, en octubre, se puso en contacto con ellos. Esperanzados, hablaron por teléfono e incluso recibieron una fotografía donde se lo veía con otro hombre y un pescado en las manos. El último aviso que el joven les habría dado era el de una nueva aventura, dado que emprendería un viaje de 30 días en los que no podría contactarlos.

En la imagen, Abigail y John Danian, padres de Isaac
En la imagen, Abigail y John Danian, padres de IsaacYouTube / CNN

Pasó el tiempo, pero ya no hubo más rastros del paradero del joven, por lo que sus papás decidieron hacer una denuncia ante las autoridades. Entonces, la historia dio un giro inesperado. Desde comienzos de la pandemia, Isaac había comenzado a seguir a un supuesto gurú llamado Matthew Mellow, quien publicaba constantemente contenido en redes sociales de teorías infundadas acerca de la vacuna contra el Covid-19.

Cabe resaltar que actualmente no hay ningún canal con este nombre en dicha red social. No obstante, CNN consignó que Mellow había publicado un video donde anunciaba el reclutamiento de “hombres de cuerpo sano” para iniciar un viaje desde Hawái hasta el Pacífico Sur. Su intención era ir a un lugar donde la pandemia supuestamente no había llegado. Atraído por este panorama, Isaac lo contactó.

Las investigaciones revelaron que el youtuber lo tenía todo preparado. Consiguió un par de barcos y capitanes que los llevarían a su destino. Además, el originario de Michigan no era el único tripulante, sino que se les había unido otra persona de nombre Shukree Abdul-Rashed, de Nueva York. Ambos irían en una embarcación diferente a la del supuesto gurú. Con todo listo, comenzaron con el viaje.

El capitán Mike Schmidt sería el encargado de llevarlos a su destino, así que se dirigieron a las Islas Cook, pertenecientes a Nueva Zelanda. Ahí se encontraron con el primer obstáculo: no podían entrar por las restricciones sanitarias. Después fueron rumbo a la Samoa Americana, donde recibieron las mismas noticias. El capitán tomó la decisión de ir hacia territorio francés, a las Islas Wallis, sin saber que todo estaba por cambiar.

Isaac tenía 20 años cuando se fue de su casa
Isaac tenía 20 años cuando se fue de su casaCortesía CNN

Debido a sus ideologías, los jóvenes rechazaron hacerse la prueba de detección de Covid-19 que les pedían. Entonces, en una medida precipitada, saltaron del barco. “Querían evitar someterse a la prueba de PCR (…) tenían miedo”, agregó. Las autoridades locales rápidamente implementaron un operativo de búsqueda. Sin embargo, nunca los encontraron.

Han pasado más de dos años y aún no hay noticias de Danian. Pese a esto, sus padres aún mantienen la esperanza de que pronto regresará a casa. “Si alguien te dijera, ‘tu hijo probablemente se murió’ ¿lo aceptarías y seguirías adelante? Eso no es algo que podamos hacer”, cerró Abigail en sus testimonios al medio estadounidense.

LA NACION

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here