El Congreso de Brasil ha aprobado este jueves el proyecto de ley de los Presupuestos de 2023 que incluye una partida para aumentar en un nueve por ciento el salario mínimo, que ascenderá hasta los 1.320 reales (240 euros).

Este reajuste del salario mínimo implica que los brasileños que lo cobren pasarán a ganar 18 euros más al mes, ya que anteriormente se encontraba en 1.221. Además, la cantidad final es superior a la que quería llevar a cabo el presidente saliente Jair Bolsonaro, que se encontraba en 1.302 reales, según ha adelantado el Parlamento brasileño en un comunicado.

El texto aprobado por el Parlamento –que se encuentra fragmentando y en el que el Gobierno no tiene mayoría– también garantiza para 2023 el pago de 600 reales (109 euros) de Bolsa Familia –un programa de ayudas familiares–, así como 150 reales (27 euros) adicionales para familias con niños de hasta seis años.

Estas cuentas también prevén una asignación de al menos 2.270 millones de reales (414 millones de euros) extra para el Ministerio de Salud, así como 1.500 millones de reales (221 millones de euros) en ayudas al gas, que volvería a cubrir el 50 por ciento de su precio a partir de enero de 2023, según ha informado la cadena G1.

Ahora, los Presupuestos de 2023 deben ser firmados por Bolsonaro quien, sin embargo, podría vetar pasajes, incluido el nuevo aumento del salario mínimo. En este caso, el Congreso analizaría estos vetos en la próxima legislatura, que empieza en enero.

Europa Press

Conocé The Trust Project

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here