Los ferroviarios y carteros británicos, que desde hace varios meses han multiplicado las jornadas de huelga para reclamar mejores salarios, anunciaron la interrupción de la movilización tras el deceso de la reina Isabel II.

El sindicato de transportes RMT «se une a toda la nación para rendir homenaje a la reina Isabel» y sus nuevas jornadas de huelga, previstas el 15 y el 17 de septiembre «están suspendidas», anunció su secretario general, Mick Lynch, en un comunicado el jueves por la noche.

TSSA, otro sindicato de transportes que había previsto huelgas a finales de mes, tomó la misma medida y «respetará el periodo de duelo público», dijo por su parte.

El sindicato de conductores de trenes Aslef también suspendió un paro laboral previsto el 15 de septiembre.

Los carteros renunciaron a un día de huelga convocado el viernes en la compañía Royal Mail, «tras la triste noticia del fallecimiento de la reina y por respeto a su servicio por el país y a su familia», anunció el sindicado de la comunicación CWU.

Desde finales de junio, el Reino Unido se enfrenta a una serie de huelgas en los transportes y la logística, entre otros sectores, para reclamar mejores salarios frente a una inflación galopante, que ya supera el 10%, debido a los precios de la energía.

ode/ved/nth/es/meb

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here