La famosa actriz Jane Fonda reveló que fue diagnosticada con una forma de linfoma “muy tratable” y que ya inició un régimen de quimioterapia de seis meses.

Fue a través de Instagram, la también activista de 84 años, quien protagonizó este año la última temporada de la comedia de Netflix “Grace and Frankie”, reveló su diagnóstico de linfoma no Hodgkin.

“Este es un cáncer muy tratable. El 80% de la gente sobrevive, así que me siento muy afortunada”, escribió Fonda, quien también dijo sentirse afortunada “porque tengo seguro médico y acceso a los mejores médicos y tratamientos”.

Me doy cuenta, y es doloroso, de que soy una privilegiada en esto.

Fonda ha trabajado en el cine y la televisión durante más de seis décadas, ha ganado dos Oscar por papeles en la película de 1971 “Klute” y en la de 1978 “Coming Home”. Su última película, “Moving On”, se estrenará este mes en el Festival de Toronto.

Fuera de la pantalla, Fonda ha defendido diversas causas y recientemente ha impulsado políticas para frenar el cambio climático.

“Estoy haciendo quimioterapia durante 6 meses y estoy llevando los tratamientos bastante bien”, dijo Fonda en Instagram. “Créanme, no dejaré que nada de esto interfiera con mi activismo climático”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here