La economía venezolana cerrará 2022 con un crecimiento de su PIB de 15%, según una proyección del gobierno presentada este jueves por el presidente Nicolás Maduro, que pidió a la banca otorgar 30% de su cartera crediticia en dólares, la moneda que impera en el país.

«Venezuela ha tenido un crecimiento en el año 2022 por encima del 15% del Producto Interno Bruto, el mayor crecimiento de América Latina y el Caribe, con el impacto de diversificación de la economía que no habíamos tenido en años», dijo Maduro durante la presentación de su memoria y cuenta ante el Parlamento.

La actividad económica de Venezuela comenzó a caer en 2014, en medio de un desplome de la principal fuente de ingresos del país, el petróleo, y una acuciante crisis que empeoró tras la imposición de una batería de sanciones internacionales en 2019 como parte de una cruzada liderada por Estados Unidos para buscar la caída del mandatario chavista, tras desconocer su reelección en 2018.

Por estas medidas punitivas, que incluía un embargo petrolero, Venezuela dejó de percibir el 99% de sus ingresos, según Maduro.

Con una dolarización informal y la flexibilización de controles, la economía venezolana tuvo un respiro y, después de años de recesión e hiperinflación que pulverizaron el poder adquisitivo, registró cinco trimestres de crecimiento entre 2021 y 2022.

«Vamos paso a paso, es la economía real, es la economía real, que va y debe ir cada vez mejor», celebró el mandatario, aunque expertos han advertido que es posible que esta «recuperación» alcance un techo ante la falta de medidas más profundas, como la expansión del crédito.

Maduro pidió a la banca pública y privada «ampliar el financiamiento en divisas». «Aumentarla al 30% de financiamiento en divisas para el crecimiento económico de todos los sectores que le produzcan bienes, riquezas, empleo al país».

El mandatario, que no ofreció datos sobre la pobreza, destacó una reducción en la tasa de desempleo de 8,9% en 2021 a 7,8% en 2022.

Reconoció algunas «perturbaciones» al final del año que desestabilizaron la inflación, aunque sin detallar cifras.  El último dato oficial de inflación publicado por el Banco Central es de octubre, con una tasa interanual de 155,8%.

Según estimaciones privadas, que advierten sobre la posibilidad de volver al ciclo hiperinflacionario que Venezuela abandonó en 2021, el índice de precios al consumidor sobrepasó el 300% en 2022.

Ba/jt/yow

AFP

Conocé The Trust Project

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here